Cómo retomar el ejercicio después del verano

Cómo retomar el ejercicio después del verano

¿Cómo retomar el ejercicio después del verano?

 

Esta es la gran pregunta cuando volvemos de vacaciones y nos enfrentamos a la báscula o al espejo.

A veces es inevitable perder cierta forma física cuando estamos de vacaciones. Cambian las comidas y sus horarios, cuesta más encontrar un momento para entrenar, nos permitimos algunos excesos. En definitiva, nos relajamos demasiado.

A la vuelta, queremos continuar con el ejercicio físico y con nuestras rutinas exactamente donde lo dejamos. Pero si el periodo de inactividad o de baja actividad física ha sido muy prolongado, quizás volver de golpe a nuestros entrenamientos no sea una forma muy adecuada.

Recuerda que los primeros días serán duros, pero si no te rindes, en poco tiempo tu cuerpo y mente volverán a estar fuertes.

Cómo retomar el ejercicio después del verano

Para alcanzar de nuevo el nivel de entrenamiento, para recuperar la forma física que teníamos, es recomendable comenzar a realizar ejercicios pero con menor intensidad. Así, en poco tiempo, incrementando poco a poco la carga, lograremos llegar al nivel  que queremos.

Aquí te dejo unos sencillos consejos para retomar el ejercicio, o tal vez para ejercitarte por primera vez si eres sedentario, y has decidido comenzar a ponerte en forma:

Planifícate

De igual forma que si te fueses a preparar para una competición deportiva, debes establecer metas en tu entrenamiento. Puedes crear un calendario de ejercicios para que te sirva de orientación, que deberías tener en un lugar muy visible de tu casa. Puedes empezar con un plan de entrenamiento específico como el que tenemos de 25 días para eliminar el sobrepeso.

O Tal vez te interese más nuestro Plan de entrenamiento de 16 semanas para ponerte en forma.

Sea como sea es importante que sigas un Plan con el objetivo que te quieras marcar y seguirlo sin rendirte, pero siendo consciente de que te llevará un poco de tiempo.

Objetivos realistas

La motivación es esencial para no abandonar, pero para que no decaiga es necesario que los objetivos sean realistas.

Por supuesto, el objetivo siempre deber ser mejorar, pero olvídate de los cuerpos de los modelos, y empieza por metas modestas, por ejemplo: bajar los kilos cogidos durante el verano, recuperar masa muscular, reducir la grasa abdominal…

Es decir, objetivos a corto plazo, asequibles y que nos aseguren el éxito. Ir consiguiendo pequeños logros nos motivará para seguir y ponernos metas nuevas y más avanzadas.

Pero no dejes nunca de entrenar, ya que si lo dejas sólo porque no consigues resultados rápidos, nunca conseguirás llegar a tus objetivos.

Cómo retomar el ejercicio después del verano

Calienta y estira

En los primeros días tras las vacaciones, debes prestar más atención de la habitual a los estiramientos y al calentamiento previo al ejercicio.

Si llevas muchos días de vacaciones relajantes y sin moverte mucho, los dos o tres primeros días tus ejercicios podrían limitarse únicamente a calentamiento y estiramiento. De esta forma, comenzarás a preparar tus articulaciones y tus músculos para el deporte que realizarás en las siguientes sesiones.

También puedes hacer una rutina de Fullbody o cardio para principiantes, así de esta manera tu cuerpo se volverá a acostumbrar al ejercicio sin lesiones o sobre esfuerzos.

Olvídate de las rutinas de moda o los ejercicios de actores o modelos, eso lo puedes hacer, pero siempre y cuando tu cuerpo esté fuerte para retos nuevos. Date un poco de tiempo.

Retoma tu alimentación

En vacaciones es prácticamente imposible no caer en la tentación de probar los manjares de nuestro destino turístico, de las comidas con familiares y amigos o del simple “tapeo” de verano.

Esto por supuesto, nos lleva a ganar algo más de peso, o tal vez a la vuelta de vacaciones nos sintamos más pesados y cansados.

De hecho el peso ganado durante las vacaciones es otro de los motivos por los que se debería de realizar el entrenamiento de forma progresiva. Ya que de esta forma nos permitirá adaptar los ejercicios al ritmo de nuestro organismo sin lesionarnos.

Debemos regresar cuanto antes a nuestra rutina de alimentación saludable, alejándonos de las dietas milagro que solo consiguen el efecto rebote.

Planifica tu alimentación, tu hidratación, y ten un poco de constancia y paciencia. Ten en cuenta que no puedes eliminar la grasa tan rápido como quieres, pero si no te rindes, enseguida notarás los resultados.

Ya sabes Cómo retomar el ejercicio después del verano

Espero que estos consejos te hayan ayudado para saber cómo retomar el ejercicio después del verano. Seguro que si eres paciente y aumentas la complejidad de tus sesiones progresivamente, esta temporada lograrás todos los retos que te propongas.

¡Ánimo!

4 Comentarios

  1. Mariola

    Me ha parecido excelente estos consejos y sobre todo la motivación que transmites. Yo el año pasado empecé muy fuerte y me lesioné dos semanas, este año voy a seguir tus consejos para no precipitarme de nuevo.

    Responder
    • Mónica Fernandez

      Hola Mariola gracias por leer este artículo y por seguir mis consejos, siempre cuando hacemos ejercicio queremos resultados rápidos pero es mejor lento pero seguro que rápido y lesionarse. Un abrazo y buena vuelta al ejercicio.

      Responder
  2. Jose

    Excelentes consejos me han parecido muy útiles y ahora que me voy a animar después del verano de excesos que he tenido a realizar ejercicio seguiré estos consejos

    Responder
    • kanimoo

      Muchas gracias José me alegro de que te haya servido para orientarte ahora que te has decidido a realizar ejercicio, un saludo

      Responder

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest